La Grande Beune

27/09/2018 Comentarios desactivados en La Grande Beune

Pierre Michon, El origen del mundo. Traducción de María Teresa Gallego Urrutia, Anagrama, Barcelona, 2012.

Título de la edición original: La Grande Beune, Ëditions Verdier, Lagrasse, 1996.

“La tierra dormía desnuda y brusca como una madre a quien se le hubiera caído a medias la manta.”
Andréi Platónov

“No soy propenso a simplificaciones fáciles pero, hasta que la psicología ilumine mejor estas cuestiones, propongo aceptar, provisionalmente, que nuestra sexualidad y toda su aura ideológica pertenecen a una etapa de desarrollo diferente de la de nuestro intelecto.”
Bruno Schulz, “Carta abierta a Witold Gombrowicz”. Julio, 1938.

 

Por la cuesta hacia casa de Hélène, hacia el Beune grande, salió el sol, el cielo se abrió y los árboles rubios tomaron impulso; yo tenía en la garganta y en los oídos algo plañidero, poderoso como ese grito interminable, pero cortado en seco, modulado, colmado de lágrimas y de deseo invencible, que hace asomar de gargantas nocturnas, encadenadas, curiosamente libres, la palabra ‘honey’ en los blues.

 

La Grande Beune (ou Beune), 22 km, est un affluent rive gauche de la Vézère, elle prend sa source vers le 45e parallèle à l’ouest de la commune de Saint-Geniès, puis arrose Tamniès et rejoint la Vézère aux Eyzies, près du 1er méridien est. (Wikipédia)

Si el autor de esta breve pero intensa novela hubiera querido titularla L’origine du monde, como el conocido cuadro de Courbet, podría haberlo hecho… Lo que no se entiende es quién decide cambiar el título puesto por el autor. Hay suficientes elementos en la novela para que pueda titularse El origen del mundo, pero no fue esta la decisión del autor que optó por dar más importancia a otros aspectos, como el lugar hacia el que nos conducen los recuerdos del narrador o la corriente de agua que, partiendo de un lugar desconocido, nos arrastra sin que podamos hacer nada para impedirlo.

La novela es la memoria de las emociones juveniles que embriagaban al narrador y que en la prosa barroca de Michon llegan también a embriagar al lector, logrando el efecto que toda obra de arte debe lograr para poder ser considerada como tal: que sea capaz de despertar o de evocar en quien la recibe, en este caso el lector, emociones similares a las que el artista recrea con su obra.

Los comentarios están cerrados.

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo La Grande Beune en emak bakia.

Meta