The Danish Girl

22/03/2016 Comentarios desactivados en The Danish Girl

the-danish-girl

Una vez más una película que trivializa las cuestiones de identidad sexual y los problemas derivados del encasillamiento en las categorías de género preestablecidas. Ya vimos otra titulada Laurence Anyways con un argumento muy similar y un tratamiento del tema parecido. En ningún momento se hace una crítica en profundidad de las categorías de género. Al contrario éstas salen reforzadas. En las sociedades modernas los ricos y desocupados, al parecer como consecuencia de su aburrimiento, tienen derecho a no gustarse a sí mismos y a reclamar de la ciencia que les solucione el problema. Tratan de hacernos creer que el gusto por los trapitos, los zapatos de tacón, el maquillaje y los peinados es lo que hace que alguien sea una mujer, de tal forma que a quien le gustan estas cosas es porque se siente mujer y entonces está dispuesto a someterse a todas las carnicerías que le ofrezca cualquier desalmado para conseguir incluso que sus genitales sean los de una mujer. Lo peor de todo es que estos personajes, incluido el médico carnicero sin escrúpulos, se nos presentan como luchadores por el derecho a la libre elección de la identidad sexual. Si los “ciudadanos” tienen derecho a elegir su identidad sexual y operarse los genitales para ello, habrá que pensar en reivindicar el derecho a la elección de la identidad racial para lo que los pigmeos tendrán derecho a operarse para hacerse más altos, por ejemplo. Este quería ser mujer y tener hijos, pero otro podría querer ser gallina y poner huevos. ¿Por qué va a tener menos derecho?

Esta película es un insulto a las mujeres sobre todo a las que se siguen sintiendo mujeres aunque no tengan posibilidad de comprarse ropas caras, tengan que ir sucias y despeinadas y con olor a comida y a los meados de sus niños. Por lo visto cuando alguien se siente mujer no solo le gustan los vestiditos y los peinados sino que ya deja de gustarle pintar cuadros y prefiere trabajar de dependienta en una perfumería. Es un insulto también a las mujeres que no tienen más remedio que trabajar de dependientas.

Por otra parte, su mujer, está tan bien enseñada para cumplir con el papel que la sociedad reserva a las mujeres que en lugar de enviarle a paseo sigue tras él aguantando sus desplantes y su rechazo y ayudándole en su tránsito hacia su nueva vida de ultratumba.

Aunque la mayor parte de las películas que abordan estas cuestiones lo hacen de una forma muy parecida a esta, hay alguna excepción: Les garçons et Guillaume, à table! en la que se aborda el problema de la identidad sexual desde una perspectiva verdaderamente crítica.

Anuncios

Etiquetado:, ,

Los comentarios están cerrados.

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo The Danish Girl en emak bakia.

Meta