Una vez fui corriendo detrás de mi padre

02/12/2015 Comentarios desactivados en Una vez fui corriendo detrás de mi padre

Seifert

Jaroslav Seifert

Una vez fui corriendo detrás de mi padre

Una vez fui corriendo detrás de mi padre

a una concentración popular.

Allí se oía otra canción:

No habrá ni reyes ni emperadores,

¡y romped las cadenas!

Hubiera querido romperlas

pero entonces aún no sentía su peso

y tan sólo me gustaban

el gorro frigio,

los tambores y sus correas

y los harapos de la bandera deshilachada a tiros.

Y al día siguiente corrí hacia el castillo presidencial

por las escaleras más hermosas del mundo

y, emocionado, contemplé la ciudad.

De tener un laúd y saber tocarlo,

en aquella ocasión me hubiera puesto enseguida a cantar,

mientras con el azul del cielo

y las sonrisas,

que no me pertenecía,

tejía mis deseos. Eran juveniles

y hacían reír.

Luego, lo borré todo

y empezó lo mismo de nuevo.

Por dónde vagué,

ya no lo recuerdo,

pero un momento me vuelve siempre ante los ojos:

Por la puerta entreabierta vi una sala donde se bailaba.

Las cortinas de las ventanas eran solemnes

y era como ver a la juventud bajo palio.

Muchachas vestidas de blanco, muchachas vestidas de rosa

y bailarines en negro traje de etiqueta

giraban alrededor de hermosos presentimientos.

Un hechizo así puede hasta cortar la respiración.

Y luego alguien de golpe cerró la puerta.

Jaroslav Seifert

Anuncios

Etiquetado:, ,

Los comentarios están cerrados.

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Una vez fui corriendo detrás de mi padre en emak bakia.

Meta