Los buenos no usan paraguas

30/09/2015 Comentarios desactivados en Los buenos no usan paraguas

Los buenos

Asel Luzarraga, Los buenos no usan paraguas. Desmontando un montaje. Desmontando al estado, DDT, 2014

Los Estados necesitan chivos expiatorios sobre los que descargar su fuerza, su violencia, su poder para demostrar que son necesarios, que nos protegen, que se ocupan de nosotros, de nuestra seguridad, de nuestro bienestar. No toleran las voces discrepantes, no toleran “la palabra contraria“. Asel Luzarraga fue y es un chivo expiatorio.

Asel fue víctima, en Chile, de un montaje policial para acusarle de terrorismo. Se le acusaba de la colocación de varios artefactos explosivos y de “estar introduciendo ideas foráneas en la juventud chilena”. En este libro nos relata su experiencia.

No me gusta mucho el título, aunque pueda tener muchas interpretaciones y a pesar de que reconozco que para el autor pueda tener connotaciones y significados personales que no están a mi alcance. No me gusta que se hable de “buenos” porque  no existen “los buenos”. Me parecería más correcto decir que los que no tienen nada que esconder no necesitan paraguas que les oculte, porque quienes manipulan, retuercen los hechos en su búsqueda de culpables sobre los que descargar todas sus culpas, los hipócritas que se disfrazan de buenos y que se creen que forman parte de los buenos, sí que necesitan esconderse tras un paraguas que impida que nada les salpique.

Anuncios

Etiquetado:,

Los comentarios están cerrados.

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Los buenos no usan paraguas en emak bakia.

Meta